Cómo limpiar gamuza para dejarlo como nuevo

Por Lucas Navarro  

La gamuza es un tejido de bonita apariencia que se utiliza sobretodo para la confección de zapatos, bolsos, y algunas prendas de ropa. Se realiza con pie de vaca especialmente y resulta ser un tejido muy suave y agradable. Sin embargo, al ser un tejido delicado, requiere de un cuidado especial para que conserve su aspecto cuidado y nuevo durante más tiempo. Si necesitas quitar una mancha difícil o hacer una limpieza de mantenimiento a continuación te enseñamos los mejores trucos para limpiar la gamuza fácilmente. 

Utiliza un cepillo especial para gamuza

El primer paso para tener una gamuza en perfectas condiciones es tratarla con cuidado, y para ello hay que utilizar cepillos y productos especiales. En este caso, el uso de un cepillo de gamuza es fundamental pues cuentan con unas características especiales que permiten que este material se conserve en perfectas condiciones.

Los cepillos de gamuza cuentan con dos partes diferenciadas: un alambre de cerdas para quitar restos de suciedad y una goma de cerdas para pulir y dar un buen acabado.

Usarlo es muy sencillo, solo debes tener en cuenta que el cepillo te ayudará a quitar la suciedad que se haya quedado acumulada y a conservar su suavidad y buen aspecto siempre y cuando cepilles en la dirección correcta: siempre siguiendo la dirección de la tela. Hazlo de forma suave y con cuidado de no apretar demasiado.

Trata adecuadamente las manchas

En el caso de que tu prenda se haya ensuciado, deberás seguir algunos consejos para limpiar la gamuza correctamente:

  • En primer lugar no dejes que la mancha se extienda o quede en la gamuza durante mucho tiempo, pues las probabilidades de hacerla desaparecer serán menores.
  • Utiliza un paño suave para eliminar la mayor cantidad de mancha posible y cualquier resto que haya quedado adherida
  • A continuación utiliza una goma de borrar de color blanco y frota cuidadosamente la superficie de la mancha.
  • Si la mancha es muy llamativa y de un color diferente al de tu prenda, lo ideal es rociar con un poco de agua para que el color se disipe y suavice y coloca una toalla de papel absorbente para poder sacar la mayor cantidad de líquido y de mancha.
  • Cuando hayas aplicado presión y absorbido lo máximo posible, pasa un paño empapado con vinagre blanco sobre la mancha. Si esta es de zumo o café puede ser especialmente efectivo para eliminarla.
  • Si la mancha es muy complicada de quitar, como por ejemplo las manchas de tinta, deberás recurrir a un limpiador especializado para gamuza. Esto siempre debe hacerse para manchas más delicadas como son las de aceite o las de grasa.
  • Cuando hayas finalizado con la limpieza, recuerda pasar nuevamente el cepillo especial para gamuza. De este modo conseguirás un mejor acabado.
  • Como último recurso, recurre a una tintorería o un zapatero especializado en este tipo de tejidos.

Conclusión

Existen productos especiales para proteger la gamuza de manchas indeseadas, hablamos de los aerosoles o rociadores que crean una película transparente y evitan que la suciedad o el agua penetren en ella.

Puedes encontrar estos protectores de gamuza en tiendas de zapatos o grandes superficies y su uso es muy sencillo. Solamente debes rociar a una distancia prudencial, sobre toda la prenda, bolso o zapato y dejar que se seque correctamente. Si lo haces al menos dos veces al año, tu gamuza se mantendrá en perfectas condiciones.



Si deseas leer más artículos parecidos a Cómo limpiar gamuza para dejarlo como nuevo, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Cuidado y lavado de la ropa.